El gwoka: músicas, cantos, danzas y expresiones culturales representativas de la identidad guadalupeña

Inscrito en 2014 (9.COM) en la Lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad

© 2013 by REPRIZ

Presente en todos los grupos étnicos y religiosos de la población de la isla de Guadalupe, el “gwoka” es una expresión cultural que combina los cantos responsoriales en criollo guadalupeño, las danzas y los sones de tambores llamados “ka”. En su forma tradicional, el “gwoka” agrupa estos tres ámbitos de expresión y valoriza en particular las dotes individuales de improvisación. Los participantes y el público forman un círculo en el que van entrando, por turno, los bailarines y solistas, que se colocan frente a la orquesta de tambores. En público toca las palmas y corea el estribillo impuesto por el solista. Son miles de personas las que practican el “gwoka” en veladas públicas al aire libre, en las que el círculo formado por los asistentes se convierte en el lugar de revelación y valorización del talento individual de los participantes. Los conocimientos prácticos necesarios para saber tocar y fabricar los “ka”, se transmiten de modo informal en el seno de las familias y círculos de amigos, aunque cada vez es más frecuente que se adquieran en talleres del sistema de educación formal o en escuelas de danza y música tradicionales. El “gwoka” es uno de los elementos culturales más característicos de la sociedad guadalupeña y sus practicantes actuales están explorando nuevas vías para sus músicas, danzas y cantos. Este elemento del patrimonio cultural está vinculado a momentos importantes de la vida de las personas, festividades y eventos de índole cultural o profana, y también acompaña los movimientos de protesta de carácter social y político. El “gwoka” refuerza la identidad de la comunidad e infunde un sentimiento de autoestima colectiva y orgullo individual, transmitiendo valores de convivencia, resistencia y dignidad.

Top