El Servicio de Supervisión Interna de la UNESCO publica un informe sobre la evaluación de la Convención de 2003

  • 10 de febrero de 2022
Fotografía del calígrafo kuwaití Jassim Meraj
Fotografía del calígrafo kuwaití Jassim Meraj
© Jassim Meraj, Kuweit, 2017

Han pasado ocho años desde la anterior evaluación del Servicio de Supervisión Interna (IOS) de la UNESCO. Durante este período, la Convención de 2003 no solo ha alcanzado un grado de madurez considerable y ha sido casi universalmente ratificada, sino que también ha sido testigo de numerosas iniciativas de reforma. Este era, pues, el momento oportuno para hacer un balance de los logros y los retos existentes y orientar las futuras medidas de apoyo de la UNESCO a los Estados Miembros en materia de salvaguardia del patrimonio cultural inmaterial (PCI).

El principal objetivo de esta evaluación, realizada en 2021, era extraer conclusiones, enseñanzas y recomendaciones sobre la pertinencia y eficacia de la actuación de la UNESCO en el marco de la Convención de 2003.

La evaluación concluyó que la Convención de 2003, la segunda convención más joven de la UNESCO en materia de cultura, ha sido una de las más exitosas, especialmente porque ha logrado crear conciencia sobre la particular naturaleza e importancia del patrimonio vivo. Esto puede atribuirse en gran medida al amplio programa de fortalecimiento de capacidades de la UNESCO. El programa ha ampliado sus servicios a través de diversos asociados, como los centros de categoría 2, y ha iniciado su labor de divulgación en nuevos campos, como la educación y las emergencias. Además, el Mecanismo de Asistencia Internacional ha prestado apoyo financiero y técnico a casi 40 países, otorgando especial prioridad a África, y ha obtenido resultados significativos. Por último, los Estados Partes están recibiendo apoyo para recopilar valiosos datos sobre las medidas nacionales de aplicación mediante el sistema revisado de presentación de informes periódicos y el Marco General de Resultados.

Asimismo, la evaluación muestra que la Convención de 2003 ha sido víctima de su propio éxito. Las candidaturas multinacionales de los Estados Partes, las solicitudes de asistencia internacional y los llamamientos a reuniones estatutarias están creciendo a un ritmo constante. Se considera que el desafío más apremiante para la Secretaría de la Convención de 2003 y la Entidad del Patrimonio Vivo es responder a las crecientes solicitudes estatutarias (más expedientes de candidatura, reuniones, informes y nuevos procedimientos) y, al mismo tiempo, proporcionar el necesario apoyo al fortalecimiento de capacidad a los Estados Partes y continuar creando conciencia sobre el PCI entre la población general. En un futuro próximo, por lo tanto, deberán adoptarse decisiones estratégicas sobre las prioridades existentes.

La evaluación contiene 12 recomendaciones, dirigidas principalmente a la Entidad del Patrimonio Vivo, y la aplicación de la primera recomendación constituye un requisito previo para las demás:

  1. Establecer prioridades para la utilización de los limitados recursos de la Secretaría de la Convención de 2003.
  2. Reflexionar sobre el uso de los datos procedentes de informes periódicos y difundirlos ampliamente.
  3. Abordar esferas temáticas (comercialización, turismo, etc.) mediante múltiples convenciones.
  4. Pulir el alcance del Programa de Patrimonio Vivo y Educación.
  5. Continuar promoviendo la asistencia internacional más allá de los círculos tradicionales de expertos en PCI.
  6. Fortalecer el diseño de proyectos, las labores de seguimiento y la presentación de informes mediante el Marco General de Resultados.
  7. Fortalecer la red de facilitadores para la ejecución del programa mundial de fortalecimiento de capacidades.
  8. Seguir adaptando el fortalecimiento de capacidades a una modalidad híbrida (capacitación en línea y en persona).
  9. Desarrollar un sistema de apoyo continuo a los Estados Partes para la presentación de informes periódicos.
  10. Poner a disposición una plataforma de gestión de conocimientos del PCI sobre medidas de salvaguardia.
  11. Explorar nuevas vías de comunicación y divulgación dirigidas al público y a los jóvenes.
  12. Introducir la planificación bilateral y sesiones de intercambio regulares con centros de categoría 2.

El informe de evaluación completo puede consultarse en inglés y francés.

Obtenga más información sobre evaluaciones, auditorías y la gobernanza en el marco de la Convención de 2003 aquí.

Top