El alarde de caballos y camellos

Inscrito en 2018 (13.COM) en la Lista Representativa del Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad

El alarde de caballos y camellos tiene lugar en muchas regiones de Omán. Los días de su celebración, la poblaciones acuden a los hipódromos para admirar las demostraciones de jinetes y camelleros que ponen de relieve la destreza de los osmaníes en el trato y doma de estos animales. Estos espectáculos van acompañados por expresiones artísticas tradicionales, como la recitación de poemas antiguos. Un alarde comienza con la presentación de figuras clásicas de la doma : obligar a los animales a tenderse en el suelo, montarlos manteniéndose en pie sobre ellos, galopar a toda velocidad agarrado de la mano de otro jinete o camellero, etc. Luego, los caballos y camellos desfilan con gualdrapas y hermosos jaeces de plata. Elementos del patrimonio cultura nacional en las zonas rurales y urbanas, los alardes acompañan las fiestas religiosas y nacionales, así como otros muchos acontecimientos de la vida social del país, y son un vivo reflejo del gran conocimiento que los osmaníes tienen de los animales y de la estima que sienten por elllos. En los alardes participan tanto hombres como mujeres y su celebración ofrece una oportunidad a los artesanos y músicos tradicionales para hacer gala de su talento profesional. Con motivo de la celebración de diversos eventos sociales, las comunidades locales organizan alardes en los que participan los jóvenes. Algunas organizaciones de la sociedad civil también desempeñan un papel esencial en la transmisión de las prácticas y conocimientos vinculados a este elemento del patrimonio cultural, y también hay grupos ecuestres que enseñan a los estudiantes universitarios a conocerlo y a practicar la equitación.

Top